¿Cual es la novedad con Roy Gates?

Claro, fotazo “reveladora”

Estuvo bueno el tono Foto: Caretas
Estuvo bueno el tono
Foto: Caretas

Pero las conexiones entre el ex asesor presidencial y actual abogado de la primera dama no son nada nuevas, ya hace tres años

Un poco de historia

Roy Gates fue, hasta poco antes de converirse en abogado presidencial, patrocinador legal de la familia Sánchez Paredes, sobre quienes pesan graves acusaciones de narcotráfico y lavado de activos. Este es solo un resumen de la relación entre la firma de abogados familiar y el clan:

Roy Gates, quien hizo sus estudios de Derecho en la Pontificia Universidad Católica del Perú, es hijo Luis Eduardo Roy Freyre, abogado de los hermanos Perciles y Manuel Sánchez Paredes.

 

 

En 1984, Roy Freyre defendió a Perciles por el juicio por narcotráfico que enfrentó en Trujillo. Cuatro años después fue absuelto por la Corte Suprema lo que motivó que el Congreso de la República, antes de su disolución en 1992, realizara una acusación constitucional contra los magistrados que declararon inocente al mayor de los Sánchez Paredes, quien además murió acribillado en 1991.

 

 

Cuando el Estado anunció en 2007 la megainvestigación a la familia Sánchez Paredes, el estudio Roy Freyre Abogados S. Civil de R. L., donde ya trabajaba Eduardo Roy Gates, asumió la defensa de Manuel Sánchez Paredes y su familia, investigados por lavado de dinero producto del narcotráfico.

 

 

Pero el patrocinio de Luis y Eduardo Roy a los Sánchez proseguiría años después. En el verano del 2011, el país se impactó cuando una balacera en el frontis de la sede de la Corte Superior de Justicia de Ica terminó con la vida de tres personas. El crimen fue consecuencia del litigio que sostenía Manuel Sánchez Paredes contra todos sus hijos, excepto Fidel Sánchez Alayo, por la propiedad de la minera San Simón.

 

 

El 15 de marzo de ese año, Manuel y Fidel Sánchez llegaron acompañados de sus abogados Luis y Eduardo Roy para rendir su instructiva ante el Ministerio Público iqueño por el crimen. Por cierto, este caso fue archivado increíblemente sin que nadie fuera responsabilizado por el mismo.

Hay algunas revelaciones que las agendas de Nadine han traído consigo, pese a los cuestionamientos de verosimilitud. Y es el nombre de un viejo conocido, empresario sospechoso, también oh sorpresa, de narcontráfico, César Cataño:

No es el único caso de lavado de activos derivados del narcotráfico que el asesor presidencial ha defendido. El empresario y corredor de autos César Cataño Porras, fundador de la aerolínea Peruvian Airlines, también fue uno de sus patrocinados. El caso del huancaíno se ventila en Tacna y se está a la espera de la realización del juicio oral para la posterior sentencia.

Fui a la boda pero no sé nada

Y este mediodía, el abogado, salió a defender su presencia en la boda asegurando que ningún miembro de la familia Sánchez Paredes asistió a dicha ceremonia.

“Precisar lo siguiente: como dato informativo, en la carátula se dice que celebré en Roma y eso es falso. En ese matrimonio, no había ningún miembro de la familia Sánchez Paredes”, dijo a RPP Noticias.

“Fue un matrimonio del señor Andrés Sánchez Alayo y acudió al matrimonio, de su familia, solo su señora madre y su hermana, quienes no tienen ninguna investigación de ningún tipo”, añadió.

Como decíamos al inicio, no hay ninguna novedad con ello, a no ser que ahora todos los medios hablan del tema y se olvidan, por ejemplo, que un testigo del caso “Narcoindultos” asegurá haber recibido más de 17,000 dólares por una conmutación de pena. Y así Alan García sigue sonriendo.

Redacción Ojo al Piojo

Autor: Redacción Ojo al Piojo

Somos un equipo de periodistas piojosos, que odiamos el Nopucid. ¡Síguenos!

No te quedes callado ¡Comenta!