Mucha afinidad

Los nexos que vinculan al Partido Aprista Peruano y a la Universidad Inca Garcilaso de la Vega (hoy en el ojo de la tormenta por su controvertido rector Luis Cervantes Liñán) no son recientes. Es sabido que durante el primer gobierno de Alan García, esa casa de estudios fue usada como centro de formación para algunos dirigentes juveniles del partido de la estrella. Más aún, a paramilitares del tristemente recordado comando “Rodrigo Franco”

De acuerdo con las investigaciones de la Comisión de la Verdad y Reconciliación, el Comando habría estado integrado por algunos miembros del Partido Aprista Peruano, reclutados en la Universidad Inca Garcilaso de la Vega.

Originalmente reclutados para la seguridad de los máximos dirigentes del APRA, varios de los integrantes de este equipo de seguridad partidaria fueron convocados por Agustín Mantilla Campos para la formación de un comando paramilitar que enfrentara a los grupos subversivos, respondiera a los asesinatos de autoridades y militantes apristas y eliminara a quienes supuestamente apoyaban a grupos subversivos e incluso a opositores políticos. La convicción de estas personas era que los mecanismos legales eran insuficientes para combatir a la subversión.

Jesús Miguel Ríos Saenz: Apodado Chito o conocido también con el alias de Raúl Bonifaz, Ríos fue uno de los estudiantes reclutados en la Universidad Inca Garcilaso de la Vega. Las investigaciones lo sindican como el jefe operativo del Comando. En el año 2006, un reporte periodístico lo encontró trabajando para el entonces Presidente Regional de Cajamarca, Felipe Pita Gastelumendi, perteneciente al Partido Aprista Peruano.

Bien, en el año 2010, el entonces presidente del Congreso, César Zumaeta fue condecorado con el grado de doctor honoris causa, por el mismísimo Cervantes Liñán. Esto lo sacamos del propio blog de Zumaeta:

Honoris entre causas. Foto: Blog César Zumaeta
Honoris entre causas.
Foto: Blog César Zumaeta

En acto especial realizado con asistencia de autoridades académicas encabezadas por el Dr. Luis Cervantes Liñán, Rector de la Universidad Garcilaso de la Vega, se otorgó al Presidente del Congreso, Dr. César zumaeta Flores, el grado de Doctor Honoris Causa por la Facultad de Ciencias Administrativas y Ciencias Económicas de dicha casa de estudios.

Y claro, la cereza del pastel es la denuncia que realizó ayer el congresista Sergio Tejada en el marco de la sesión de la Comisión de Fiscalización que tuvo a Cervantes Liñán como interpelado principal.

Con guía de remisión en mano, el congresista Sergio Tejada, miembro de la Comisión de Educación, informó que la Universidad Inca Garcilaso de la Vega (UIGV) donó piezas de uso dental a la Clínica Estomatológica Víctor Raúl Haya de la Torre, que pertenece al Partido Aprista.

La clínica ubicada, nada menos que en la Casa del Pueblo, en la avenida Alfonso Ugarte, recibió diez unidades dentales completas y diez sillas giratorias, como se detalla en el documento con fecha 13 de marzo del 2014, que tiene el sello del decanato de la Facultad de Estomatología.

Al respecto, el rector de la UIGV, Luis Cervantes Liñán, quien en un principio negó que durante su gestión se haya hecho donaciones a partidos políticos, aseguró, después de ver la guía de remisión, que la ‘Comisión de Bajas’ de la universidad era la encargada de la distribución de los equipos en desuso.

Una donación que puede parecer pequeña, pero que resulta reveladora porque se realizó cuando ya la Universidad Garcilaso se encontraba en el ojo de la tormenta.

Y a todo esto, ¿seguirá bailándole a la justicia? Foto: Perú 21
Y a todo esto, ¿seguirá bailándole a la justicia?
Foto: Perú 21

Los apristas y la Garcilaso tienen una historia larguita. No nos sorprende.

Willie Vásquez

Autor: Willie Vásquez (el paki)

No tengo amigos, tengo fuentes... de texto

No te quedes callado ¡Comenta!

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

6 − 2 =