Por agua tibia

A pesar de haber impedido que agentes del Instituto Nacional Penitenciario (INPE) cortaran la ilegal comunicación telefónica que realizó el reo y expresidente Alberto Fujimori para dar una entrevista a una radio local, los congresistas Julio Gagó y Kenji Fujimori se libraron de toda culpa y sanción.

Siete fueron los parlamentarios que dejaron pasar por agua tibia y archivaron lo cometido por sus colegas, a quienes el mismo presidente del INPE, José Luis Pérez Guadalupe, denunció con fotos y un video que los muestra sentados en la entrada del tópico del penal de Barbadillo, dándoles la espalda al agente penitenciario, con total desparpajo. Es más, Gagó le dice a uno de ellos que no lo grabe ni tome fotos, y añade la inquietante frase: “Ya sé tu nombre”.

Sin embargo, estos hechos no fueron suficientes para el titular de la Comisión de Ética, Humberto Lay y para el congresista y favorito de la bancada fujimorista para presidir la Comisión de Fiscalización, Luis Galarreta, quienes consideraron que la denuncia presentada por Renán Espinoza (PP) hablaba de un impedimento físico, pero que en el material gráfico se puede ver que había suficiente espacio para que los agentes puedan actuar.

Ojo al Piojo:

– Vídeo muestra cómo Kenji y Gagó ayudaron a Alberto Fujimori a dar entrevista

– El Apra también quiere a Galarreta

No te quedes callado ¡Comenta!

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

8 + 7 =