3 casos judiciales que el nuevo presidente de Petroperú debería explicar

En una respuesta rápida del gobierno (cosa rara ¡eh!), ante los cuestionamientos a Petroperú por el derrame petrolero en Loreto y el presunto uso de niños para las acciones de limpieza, se anunció el cambio de presidente y miembros del directorio de la empresa estatal.

Pedro Touzett Gianello fue anunciado como el reemplazo de Héctor Reyes Cruz, quien al parecer no contaba con la confianza del ministro Eleodoro Mayorga Alba, quien días antes anunció el cambio.

Aunque Petroperú aún no actualiza la Hoja de Vida de su flamante titular, hicimos una revisión rápida y encontramos que es un viejo conocido del sector. En la época de Alberto Fujimori ya habría ejercido la gerencia general de la empresa petrolera según consta en el contrato de licencia de explotación de hidrocarburos que suscribió con Pluspetrol – y otras empresas – permitiendo el acceso al Lote 8 – Selva.

Pero, además encontramos algunas cosas que merecían una explicación pronta del nuevo presidente de Petroperú.

1.- INVOLUCRADO EN CASO DE VENTA IRREGULAR DE COMBUSTIBLE

El 2005, en medio de los cuestionamientos de Alejandro Toledo y el despido de una serie de funcionarios, se informó que el entonces Director General de Hidrocarburos (desde el 2001) Pedro Touzett Gianello había renunciado a su cargo “por motivos personales” pero que continuaría laborando en el Ministerio de Energía y Minas.

Un par de años después, en 2005, la fiscal Juana Meza Peña denunció a Touzett Gianello  (junto a otros funcionarios) como parte del caso MCBride. En 2002, aprovechando de su cargo como directivo de Perupetro, Eduardo McBride (a la sazón, dirigente de Perú Posible), creó la empresa Boilcorsac y logró que dicha empresa estatal suscribiera contratos y le vendiera combustible para aviación.

El rol del nuevo titular de Petroperú habría sido – como Director General de Hidrocarburos – retrasar los plazos que Boilcosarc tenía para demostrar el inicio de operaciones y, fuera de los plazos contractuales, darle los permisos correspondientes para la adquisición. Según la denuncia fiscal que, en 2006 fue recogida por la jueza Antonia Saquicuray para abrir proceso penal, entre 2003 y 2004 habría adquirido un total de US$ 8.9 millones en combustible para aviación pero que nunca fue vendido a empresas aéreas. La fiscal presumía entonces que Boilcorsac habría vendido el combustible a mafias de narcotráfico. El estado perdió más de US$ 4 millones al haberse liberado de impuestos el producto a la empresa del peruposibilista.

Eduardo McBride, pasando piola pal' face. Foto: Udep
Eduardo McBride, pasando piola pal’ face.
Foto: Udep

Touzett salió librado del juicio. En 2010, una resolución del juez José Luis Lecaros Cornejo se declaró prescrito el delito de omisión de funciones que se le atribuía, por lo que se concluyó el proceso en su contra.

2.- DENUNCIA POR AFECTAR EL MEDIO AMBIENTE

¿Recuerdan el escándalo que se armó porque TECGAS iba a construir su planta de procesamiento en plena Reserva de Paracas?

Bueno, en 2010, Pedro Touzett fue denunciado – junto a otros funcionarios – por la fiscal anticorrupción Marlene Berrú ante el Poder Judicial. Los delitos que se le atribuyeron eran: abuso de autoridad, incumplimiento de funciones, colusión desleal, contra la fe pública, falsedad génerica y negociación incompatible en agravio del Estado.

La denuncia fiscal indicaba que habrían participado en la aprobación para modificar (irregularmente) la ubicación del ducto de gas de TECGAS en la playa Lobería, poniendo en riesgo la Reserva de Paracas. El punto final del ducto de transporte de líquidos de gas natural – concesión que fue suscrita por el propio Touzett en 1998 – debió tener otra ubicación según el contrato, pero se aprobó una modificación poniendo en peligro la reserva ecológica

El caso había sido denuncia en 2009 por el parlamentario Fredy Serna, quien indicó que cuando solicitó información sobre el sustento para el cambio de ubicación del ducto recibió respuestas contradictorias y falsas sobre el área encargada de aprobar dicha modificación al contrato.

3.- EL CASO PETROTECH

Pero no serían los únicos casos.

En julio de 2011, se emitió el siguiente EDICTO – por disposición de la Fiscal anticorrupción Elizabeth Alemán Chávez – declarando “compleja” la investigación que se le sigue a Pedro Touzett Gianello y otros por los presuntos delitos de colusión en agravio del Estado.

Según el proceso penal (y la investigación parlamentaria que le dio origen) Touzett habría beneficiado a la empresa Petrotech al aceptar y aprobar la construcción de la planta criogénica de propiedad de una empresa perteneciente a la propia Petrotech. Esto habría contravenido lo estipulado en el contrato de explotación del Lote Z2-B.

Adicionalmente, se desprende del edicto, que Perupetro no había sustentado la liquidación de una deuda de Petrotech a la empresa estatal por más de US$ 16 millones y que significó una devolución de más de US$ 3 millones a favor de la empresa que, posteriormente fue vendida a la empresa SAVIA Perú.

Con  estos antecedentes, ¿qué podemos esperar del flamante presidente de Petroperú para resolver y corregir los daños ambientales que ocasiona la empresa?

No te quedes callado ¡Comenta!

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

twenty − fifteen =