Pone las manos al fuego

El presidente Ollanta Humala ha dicho que respalda al ministro del Interior, Daniel Urresti, implicado en el asesinato del periodista Hugo Bustíos.

El día de hoy, el mandatario salió a la defensa de su ministro y compañero de promoción en el Ejército. Afirmó que sabía del proceso cuando lo eligió para el cargo, pero aún así creyó que era el más indicado.

“Cuando se le propuso la cartera me puso en con conocimiento este tema, se le pidió unos papeles que vieron los abogados, y señalaron que es un caso extraño. No vemos su culpabilidad y creemos en la presunción de inocencia”.

Ayer en la tarde, después de un operativo policial, Urresti dio sus primeras declaraciones sobre el caso y aseguró que era inocente, que sus manos no están manchadas de sangre.

“Hay dos oficiales que fueron sentenciados por este delito. Uno a 17 y otro a 15 años. Uno de ellos, cuando ya llevaba tres años detenido, dijo que era inocente y que el culpable era el capitán Daniel Urresti. Lo ha dicho para que revisen su caso. No hay una sola prueba en mi contra”.

Se refiere a Víctor La Vera Hernández y Amador Vidal Sanbento, condenados por el crimen de Bustíos. Fue Vidal quien lo incluyó en el caso por venganza, según Urresti.

“Tengo la virtud o defecto de no casarme con nadie… Cuando era capitán, en el caso de Vidal, cuando hacía la contrainteligencia, comenzó a llegarme la información que el señor abandonaba la base, no le daba el rancho adecuado a la tropa, no dormía en la base”.


Sin embargo, no todos están de acuerdo con estas respuestas, y creen que el ministro tiene muchas cosas que aclarar. La viuda de Bustíos, Margarita Patiño, ha pedido su renuncia.

“Que tenga un poco más de moral. Que él salga y diga que es inocente con total libertad, nadie lo va a refutar pero que se defienda fuera del ministerio”.

Con todas las apariciones de Daniel Urresti ante cámaras, es obvio que fue elegido para lavarle la cara al Gobierno en el tema de seguridad ciudadana. Si deja el ministerio, Humala estaría perdiendo una de sus mejores cartas… no la más adecuada, pero sí la que sabe venderse ante el público.

No te quedes callado ¡Comenta!

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

4 + twelve =